http://www.catrielonline.com

10 dic. 2015

Leonas a semifinales


Las Leonas le ganaron este jueves a Holanda 1-0 con gol de Delfina Merino y se clasificaron a las semifinales de la fase final de la Liga Mundial que se desarrolla en esta ciudad.En una muestra de personalidad, el equipo conducido por Gabriel Minadeo dio el gran batacazo de la jornada y jugará este sábado contra China por el pase a la gran final. En la otra semifinal jugarán Nueva Zelanda - Alemania.
El actual campeón mundial y bicampeón olímpico se vio sorprendido, porque a los 4 minutos de juego apareció Merino por izquierda, sacó un terrible bombazo a media altura para sacar la ventaja que sería definitiva.
Con el resultado en contra, las europeas fueron en busca de la igualdad, pero apareció la figura de la gran arquera argentina Belén Succi, quien tapó dos córner cortos en forma consecutiva a Willemijn Bos.
Con el correr de los minutos, Argentina se fue afianzando en el trámite del juego, esperando a su rival, haciendo ancho el campo de juego y saliendo de contragolpe. Además, intentó tener el control de la bocha la mayor cantidad de tiempo posible y ser un equipo ordenado.
El segundo tiempo empezó de la peor manera para las locales, porque se quedaron con dos jugadoras menos por tarjetas amarillas durante cinco minutos y debió soportar estoicamente los ataques de su rival, que contó con varias jugadas fijas, las cuales no pudo definir.
Como era de esperar, Holanda salió con más ímpetu a tratar de empatar en el último cuarto de juego, pero las chicas argentinas se cerraron muy bien en defensa, haciendo un gran partido.
Las argentinas pudieron aumentar el tanteador con una gran jugada de Merino que definió Carla Rebecchi y despejó la guardameta Sombroek. Y para que sea más dramático, terminaron jugando con diez por una nueva amarilla a Merino.
Pero, el estadio Mundialista les cae muy bien, porque ante Holanda nunca perdieron por un torneo internacional, ya que le habían ganado la final del Mundial de 2010 y la semifinal del Champion’s Trophy 2012. Para Las Leonas, Rosario siempre estuvo cerca.n

Publicar un comentario